Entrada destacada

PRUEBAS ACCESO A CICLOS FORMATIVOS

Convocatoria 2019. Galicia. Orde pola que se convocan probas de acceso aos ciclos formativos de grao medio e de grao superior de formació...

viernes, 15 de febrero de 2019

Pruebas de Acceso al Grado en Ciencias de la Actividad Física y del Deporte

PRUEBAS DE ACCESO AL GRADO CAFD

Convocatoria 2019

6 de abril ( inscripción hasta 10 marzo)
19 de junio ( inscripción hasta 14 mayo)



Para efectuar la matrícula en las Pruebas Específicas de Admisión deberá cubrirse el formulario online de inscripción, y entregar en la Secretaría del Centro los documentos que se indican en las instrucciones para la inscripción.

Fuente: Universidad de A Coruña

TOC en el aula

El Trastorno Obsesivo Compulsivo (TOC) es un trastorno de ansiedad caracterizado por los pensamientos repetitivos e intrusos que producen angustia en el sujeto, y que solo pueden calmarse cuando se realiza la compulsión, es decir, cuando se lleva a cabo una acción anormal que relaja la ansiedad.

https://drive.google.com/file/d/1aGonf5pJ5ZB5dG1BX2eCUHnSNm3PU4pU/view


Hablamos de personas excesivamente preocupadas por temor a las enfermedades, la higiene, la seguridad, la forma de ser… Algunos ejemplos podrían ser los siguientes:
  • No poder irse de casa por tener que comprobar si han cerrado bien la puerta un determinado número de veces.
  • Necesitar lavarse las manos si tocan algo que consideren sucio y no tocar nada hasta que no se las limpian.
  • No poder improvisar soluciones que se adapten a los cambios cuando surgen situaciones que trastocan sus planes.
  • Necesitar llevar a cabo una serie de acciones irracionales que proporcionen orden a su vida (no pisar las rayas de las baldosas, evitar sentarse en un sitio, colocar en determinada posición los objetos)
Podríamos numerar una serie infinita de ejemplos, pero no lo haremos principalmente porque cada persona es una de una forma determinada, cada individuo con TOC tiene unas compulsiones distintas, así que los ejemplos que hemos puesto no son comunes a todos, solo son algunas de las cosas que podría indicar que un alumno padece este trastorno. Obviamente para que una persona sea diagnosticada como tal es necesario que se cumplan varias acciones que otros pueden considerar extrañas, no se trata de una manía puntual que todos podríamos tener, sino de muchas.

GUIA PARA PROFESORES   
( pincha la imagen o aquí para descargarla)

"Mi nombre es Juan y tengo 13 años. La gente me dice que soy muy inteligente, Pero yo no estoy seguro: no puedo cumplir con mis tareas escolares. No es que sea flojo, pero me cuesta mucho, sobre todo cuando mi mente no para de decirme locuras. Por ejemplo, que tengo que contar el número de veces que respiro o cuántas veces me lavo las manos últimamente, tengo que contener la respiración cada vez que paso por un lugar lleno de personas ya que hay gérmenes que salen de ahí. También debo tener cuidado con los gérmenes que puedan tener las manillas de las puertas y las llaves del agua. Siempre que tengo que tocar la manilla de una puerta, mi corazón comienza a latir con fuerza y me pongo a temblar....."

Recomendaciones generales

A continuación se presenta una lista de recomendaciones generales que pueden formar  parte de una intervención educacional, cuyo objetivo sea facilitar la adaptación de un  niño o un adolescente con TOC al ámbito escolar.

1.      Hay que intentar adaptarse a situaciones/comportamientos relacionados con el TOC,  como retrasos, trabajos inacabados. Castigar a un estudiante (p. ej., prohibiéndole el  recreo o que participe en actividades sociales) por comportamientos que están fuera de su control puede producirle un estrés adicional y aumentar la probabilidad  de una crisis de TOC (los niveles elevados de estrés se asocian con mucha frecuencia  al comienzo de crisis de TOC). Por otra parte, hay que recordar que los niños con  TOC pueden presentar problemas de comportamiento no relacionados con este  trastorno.

2.       Hay que entender las necesidades psicosociales del estudiante con TOC. Los jóvenes  con TOC tienen con frecuencia una baja autoestima. Hay que decirle al niño cuáles  son sus puntos fuertes y aptitudes y, lo que es más importante, conseguir que saque  el máximo rendimiento de ellos. Los jóvenes con TOC pueden tener un gran  talento  para el arte, la poesía, la escritura creativa y para muchas otras áreas. Algunos niños  y adolescentes con TOC tienen problemas en las relaciones con sus compañeros y pueden encontrarse socialmente aislados. Por ello, hay que intentar estructurar las  actividades de la clase incluyendo a estos estudiantes (p. ej., grupos de estudio). Por  otro lado, deben evitarse las situaciones en que, por ejemplo, capitanes de equipo  eligen jugadores; con frecuencia, el estudiante con TOC es escogido en último lugar. En cuanto a las burlas, el objetivo en cada clase debe ser el de tolerancia cero. Hay  que estar dispuestos a asignar al estudiante con TOC un profesor o profesores que  sean más comprensivos con las necesidades del niño.

3.      Hay que intentar comprender y proporcionar apoyo a los padres y a los familiares  del estudiante con TOC. Como se ha mencionado anteriormente, los miembros de  la familia se enfrentan habitualmente a muchos obstáculos a la hora de abordar  la convivencia con un niño que sufre TOC. Se deben  mantener abiertas las líneas  de comunicación y hablar con las familias con tanta frecuencia como sea posible.  Es muy importante tener en cuenta que las familias están deseosas de escuchar  cualquier progreso que realice el estudiante con TOC. Hay que recordar que lo  que para el observador externo puede parecer un progreso insignificante, para  el niño afectado puede ser realmente un progreso extraordinario.

4.      Hay que informar a los compañeros del niño sobre el TOC cuando los síntomas en  la escuela sean muy llamativos. Las investigaciones han demostrado que  informar a personas importantes el entorno del niño, como sus compañeros,  sobre el trastorno que sufre, puede aliviar mucho su estrés. Se debe obtener la  autorización del niño con TOC y la de sus padres antes  de dar este tipo de  información. Como alternativa, el personal  del colegio puede proporcionar a los  estudiantes información general sobre varios trastornos, como el asma, la  epilepsia, el TDAH, trastornos del aprendizaje y el TOC. En algunas situaciones,  los niños mayores o los adolescentes con TOC pueden incluso dar una charla  sobre  la enfermedad a sus compañeros de clase. Sin embargo, nunca debe  imponerse esto a un estudiante; éste siempre tiene el derecho a mantener su  confidencialidad.

5.      Hay que estar atentos a los cambios en el comportamiento del niño debidos a la  medicación. En este sentido, debe prestarse atención a los efectos negativos (p.  ej., efectos secundarios tales como somnolencia, irritabilidad, sed, sudoración,  náuseas), así como a los efectos positivos (p. ej., menor dificultad de atención, aspecto más alegre, realización de tareas que antes no hacía). 

Recomendaciones específicas

A continuación, se describen varias intervenciones educacionales  específicas que se pueden llevar a cabo para estudiantes con TOC.

1.    Medidas que pueden tomar los profesores  para un estudiante con TOC que experimenta dificultades a la hora de tomar apuntes o al escribir debido a compulsiones de escritura (p. ej., escribir y reescribir, tachar, borrar y volver a borrar, intentar escribir todo “precisamente así”):
a.    Permitirle escribir  en un notebook o tablet-pc si la escritura a mano es problemática.
b.    Proporcionarle un resumen de la clase.
c.    Establecer un sistema de ayuda con otro compañero/a, mediante el cual éste le  facilite sus apuntes.
d.    Evaluar su trabajo basándose más en el contenido que en la pulcritud.

2.    Medidas que pueden tomar los profesores para un estudiante con TOC que sufre  compulsiones de lectura (p. ej., leer y releer frases, párrafos o  páginas o leer hacia  atrás):
a.    Permitir que alguien más le lea (ej. compañero).
b.    Dejarle escuchar  grabaciones que contengan los capítulos de los textos  correspondientes.
c.    Asignarle trabajos de lectura más breves.
d.    Destacarle las secciones más importantes de las lecturas más largas y decirle  que lea sólo esas partes.

3.    Medidas que puede n tomar los profesores  para un estudiante con TOC que  experimenta dificultades a la hora de realizar pruebas o exámenes:
a.    Darle más tiempo para finalizar las pruebas/exámenes.
b.     Asignarle un sitio diferente para hacer las pruebas/exámenes.
c.    Permitirle que se tome descansos durante la realización de las pruebas/exámenes.
d.    Permitirle que escriba directamente en la hoja de la prueba, en vez de tener que rellenar círculos en una hoja aparte.
e.    Permitirle realizar exámenes/pruebas orales cuando sea posible.
f.     Hay que tener mucho cuidado en las evaluaciones/exámenes con tiempo (p. ej., exámenes de un minuto de duración), que pueden ser muy estresantes para estos estudiantes.

Con un tratamiento eficaz, la sintomatología escolar de un niño con TOC puede  reducirse hasta el punto de que ya no sea necesario mantener las modificaciones  mencionadas anteriormente, o al menos algunas de ellas. No obstante, hasta que el  niño alcance este punto, las modificaciones descritas son esenciales para facilitar  su rendimiento escolar.

¿Cuándo se diagnostica y qué pruebas se utilizan en el Trastorno Obsesivo Compulsivo? Se diagnostica cuando:
  • Se dan la presencia de Obsesiones y Compulsiones.
  • La persona reconoce que estas obsesiones son excesivas e irracionales (este punto no es aplicable a niños).
  • Las obsesiones o compulsiones provocan malestar clínico significativo, representan una pérdida de tiempo (suponen más de 1 hora al día) o interfieren en la rutina diaria del individuo, sus relaciones laborales (académicas) o vida social.
  • Si hay otro trastorno, el contenido de las obsesiones no se limita a él (preocupaciones por la comida en un trastorno alimentario, arranque del cabello en la tricotilomanía, preocupación por las drogas en un trastorno de consumo de sustancias…).
  • El trastorno no se debe a efectos de una sustancia o de una enfermedad médica.

Las pruebas que se utilizan:
  • Autorregistros (frecuencia, duración de obsesiones/compulsiones)
  • Observación de familiares y personas allegadas.
  • OCI-R (Foa y cols 2002): Consta de 19 items donde se puntúa de 0 a 4 (Nada a Extremadamente).
  • MOCI (Hodgson y Rachman 1977): Consta de 17 items verdadero/falso.
  • YBOCS (Goodman y cols 1986): Este inventario es bastante completo además de evaluar la severidad de los síntomas evalúa la respuesta al tratamiento, consta de 83 ítems.

Tipos de Trastorno Obsesivo Compulsivo

a) Obsesiones relacionadas con peligro, de contenido religioso o sexual, que suelen ir acompañadas de rituales de comprobación.
b) Obsesiones relacionadas con la contaminación que suelen ir acompañadas de rituales de limpieza/lavado.
c) Obsesiones de simetría, orden o certeza, que suelen ir acompañadas de rituales de contar, repetir o comprobar.
d) Otro tipo de compulsiones manifiestas: aquí estaría la acumulación de objetos (síndrome de Diógenes).
e) Obsesiones no acompañadas de conducta compulsiva manifiesta. En ocasiones existen rituales pero son encubiertos (pe: contar una secuencia de números, frases que contrarresten la obsesión)
f) Lentitud Obsesiva primaria. Es poco frecuente y se da principalmente entre los hombres. Consiste en que el paciente lleva a cabo algún tipo de actividad extraordinariamente lenta (pe: tarda horas en vestirse) y pausada mientras que otras se realizan con normalidad.

Causas del Trastorno Obsesivo Compulsivo
1.      Factores psicológicos implicados en el origen: Diversas investigaciones han puesto de manifiesto que las familiar de procedencia de pacientes con TOC muestran actitudes y/o comportamientos que favorecen el prefeccionismo, la concepción de pensamientos como indicadores de “anormalidad” o “maldad” y responsabilidad y culpa. Otras variables como el aprendizaje de normas morales o religiosas rígidas está relacionada con la severidad de los síntomas del TOC en la edad adulta. Junto con esa vulnerabilidad específica, existiría una vulnerabilidad psicológica que estaría provocada por experiencias ligadas a la falta de control en períodos sensibles del desarrollo (estilos educativos sobreprotectores o aversivos).
2.      Factores psicológicos implicados en el mantenimiento: En el TOC la respuesta de malestar (asco,malestar,ansiedad) se adquiere por el emparejamiento de ciertos estímulos neutros (obsesiones) con otros generadores de dichas respuestas (condicionamiento clásico o pavloviano) y se mantendría por procesos de reforzamiento negativo (alivio de la respuesta de ansiedad) tras la respuesta de evitación (compulsiones).

El TOC produce culpabilidad en el que lo padece, porque sabe que los actos que lleva a cabo no son racionales, pero no puede evitarlo, así que en apariencia podrían parecernos niños perfectamente normales pero con conductas muy raras, lo cual hace muchas veces que tomemos su forma de ser como un problema menor y sin importancia, y no nos demos cuenta de que está sufriendo en silencio una gran angustia producida por la incapacidad de controlar sus compulsiones.
Algunos creen que el TOC es producido por una baja producción de serotonina, lo que lleva a la persona a sentirse infeliz, insegura y ansiosa. Este trastorno se produce frecuentemente en la infancia y en muchos casos proviene de una educación que le ha hecho sentirse culpable y en busca de la aprobación y el castigo constante, con tal de mantener en orden su vida, pues suele ser culpa de unos padres excesivamente perfeccionistas, una educación excesiva e inadecuada respecto a la higiene o una falta de atención a las necesidades del niño.
Pero no pensemos lo contrario, lxs niñxs que padecen TOC son muy inteligentes, porque de hecho su cerebro produce una serie de patrones mentales distintos de la media. Sin embargo sufren mucho y suelen sentirse insatisfechos con su vida personal, incluso tratando de aparentar normalidad. Pueden llegar a lesionarse a sí mismos en privado si no se trata a tiempo, por ello es necesario que le demos la importancia que merece, lo detectemos, lo derivemos a un psicólogo y lo cuidemos según las indicaciones del mismo.

Algunos signos que nos indican que un niñx tiene TOC son las siguientes:
  • Si se comporta del mismo modo (comportamiento sistemático) cuando tiene que cerrar la puerta o las cremalleras. Por ejemplo podríamos ver que necesita comprobar que está bien cerrada.
  • Si pide permiso constantemente para ir a lavarse las manos o le da un ataque de ansiedad por tocar algo que le provoque angustia irracionalmente, por ejemplo por tener las manos sucias de tinta, comida, polvo, o incluso si le vemos evitar dar la mano a alguien o tocar algo.
  • Si le molesta excesivamente que alguien le cambie el orden de las cosas.
  • Si tiene temor a coger alguna enfermedad por ejemplo por haber tocado algo o alguien con mal aspecto.
  • Si utiliza una serie de pasos o frases en voz alta que usa para tranquilizarse, así como tics, por ejemplo no parar de tocarse el pelo, hacer ruidos extraños o morder un objeto.
  • Si le produce ansiedad tocar el suelo o las manillas de las puertas.
  • Obsesionarse con un número.
  • Pensar que siguen sucios incluso después de lavarse.
  • Releer o reescribir sus tareas.
  • Contar el número de veces que respiran o realizar lo mismo un número exacto de veces.
  • Tienen la sensación de que van a golpear a un compañero, caerse de algún sitio, golpearse con objetos.
  • Pensamiento obsesivo relacionado con la muerte o la vida después de la muerte, típicamente asociado a la religiosidad.
Todos estos pensamientos intrusos suelen causar tristeza y es posible que el niñ@ no tenga una buena imagen de sí mismo, por eso es necesario contactar rápidamente con ayuda psicológica, ya que puede concluir en una cadena que se arrastre toda la vida. 

Tratamiento
  • Exposición con prevención de respuesta: El papel del terapeuta durante las sesiones es crear o favorecer un ambiente que produzca ansiedad relacionada con los miedos del paciente. Para que esto tenga lugar, el terapeuta debe ser flexible y creativo. Las situaciones evocadoras de ansiedad pueden tener lugar en el despacho, en el medio del paciente o en otros lugares. La regla básica para la duración de la exposición es detener la exposición cuando se produzca una reducción del 50% de la máxima ansiedad alcanzada, generalmente exposiciones de 90 minutos, evaluaremos el nivel subjetivo de ansiedad cada 15 min. La distracción reduce la eficacia de la técnica. La exposición no debe finalizar cuando los niveles de ansiedad están subiendo. En algunos pacientes esta técnica resulta aversiva en ese caso utilizamos una variante de la exposición que sería la exposición en la imaginación, consiste en la creación de una escena mental en la que se describe la escena evocadora de ansiedad.
  • Reestructuración cognitiva: Se trabajan las ideas que tienen los pacientes con Trastorno Obsesivo Compulsivo del tipo: “Tener un pensamiento sobre una acción es como llevarla a cabo. Ser incapaz de prevenir un peligro es lo mismo que causar ese peligro. La responsabilidad no se reduce por la presencia de otros factores…”
Una buena estrategia de abordaje terapéutico es realizar experimentos conductuales donde se trabajan las probabilidades de ocurrencia, transferir la responsabilidad al terapeuta mediante un contrato, gráficos de sectores para determinar la responsabilidad personal frente a otros factores.

Más información: